El 80% del día estoy diseñando algún producto para la web, ya sea sitio, aplicación móvil, banner publicitario o alguna pieza gráfica destinada a redes sociales. Mis principales herramientas de trabajo, como podrán sospechar, son Photoshop e Illustrator. Sin embargo, desde hace algún tiempo integré un nuevo personaje a mi flujo trabajo, el que sorpresivamente se está quedando con el rol protagónico, se trata de Sketch de Bohemian Coding (Sólo disponible para Mac).

Aunque en un principio lo consideré “un software más” para diseño que se quedaría corto en funcionalidades frente a los gigantes de Adobe, me he llevado una gran sorpresa y comienzo a entender por qué Sketch se transformó rápidamente en un esencial para muchos diseñadores web.

Por qué lo queremos tanto
Su principal plus es que está centrado en el diseño web, tanto en la selección de sus herramientas como en el espacio de trabajo que nos ofrece. Así por ejemplo, nos permite tener en todo momento una visión global de las diferentes instancias que hemos creado, entregándonos la posibilidad “pasear” por nuestro proyecto con total fluidez.

Sketch reúne las mejores herramientas que Photoshop e Illustrator tienen para la web. De hecho es un programa vectorial que trabaja en capas y que cuenta con la posibilidad de exportar las assets seleccionando entre varios formatos, tamaños de pantalla y resolución: un verdadero regalo par quienes pensamos en dispositivos retina. Además podemos trabajar con símbolos, estilos e editar imágenes.

Gracias a la aplicación Mirror para Iphone y Ipad podemos trabajar visualizando en vivo cómo se ve nuestro diseño en el dispositivo móvil y así poder verificar en todo momento tamaños y colores de nuestra gráfica.

Aunque no ofrece nada nuevo en relación a las funcionalidades que entregan los productos de Adobe, Sketch es una aplicación que reúne en un solo lugar los recursos necesarios para crear interfaces web. Por fin nos podemos centrar en el diseño sin tener que saltar de una aplicación a otra buscando la mejor herramienta que haga realidad nuestra idea.

En general desde que utilizo Sketch, percibo que mi trabajo en diseño ahora es mucho más rápido y coherentegracias a la visión global que tengo de mi diseño. Esto me ha llevado a usar Sketch incluso para armar wireframes y revisar tanto diseño de interfaz como flujo de navegación a la vez.

De hecho, como puedo mirar de una sola vez los diferentes despliegues que he creado, y compararlos del modo que quiera, ahora soy capaz de diseñar pensando en el producto completo y no únicamente en un home, un despliegue o un tipo de dispositivo específico.

La conclusión
Sketch nos facilita la tarea de pensar en global y acercar más el diseño modular a nuestro trabajo olvidándonos un poco del pixel perfecto, al entregarnos la posibilidad de diseñar pensando en módulos reutilizables y exportación de piezas en múltiples variantes.

Aunque la exportación de Sketch a otros formatos aun es defectuosa, debo señalar que gracias a la posibilidad de generación de piezas o assets desde un flujo vectorial, el armado de los psd -el formato mayoritariamente utilizado y requerido por los desarrolladores AUN -, se vuelve una tarea bastante rápida.

Bonus: Recursos para Sketch.